lunes, 31 de mayo de 2010

QUIEN HACE DE LA ORIENTACION SEXUAL UNA CONDICIÓN A PARTIR DE LA CUAL SE DECIDE O CONDICIONA LA PERTENENCIA A LA IGLESIA, COMETE UN GRAVE ERROR


Iglesia Evangélica - Iglesia Evangélica  Luterana Unida
del Río de la Plata

Sucre 2855, 3º piso  Marcos Sastre 2891
C1428 DVY BUENOS AIRES  C1417 FYE BUENOS AIRES
República Argentina – Tel/Fax (54 11) 47870436  República Argentina – Tel/Fax (54 11) 4501392

  

En relación al tratamiento en el parlamento argentino de un proyecto de ley sobre
matrimonio entre personas de un mismo sexo

Declaración de las Iglesia Evangélica del Río de la Plata (IERP e Iglesia Evangélica
Luterana Unida (IELU)




Con respecto al tema de referencia y en relación a las declaraciones realizadas por
agrupaciones de iglesias evangélicas a las que ni la IERP ni la IELU pertenecen, que
repudiando la iniciativa legislativa en cuestión se adjudican hablar en nombre de todos los
evangélicos, a fin de clarificar ante la opinión pública nuestra propia postura, señalamos:


1. Que como Iglesias herederas de la Reforma del siglo XVI el fundamento de nuestra
vida y testimonio es el Evangelio de Jesucristo, es decir, el anuncio de la salvación por
la sola gracia, por la sola fe, por solo Cristo (cf. Romanos 3, 22ss). De allí surge que no
es lo que somos u hagamos los seres humanos lo que define nuestra situación delante de
Dios, sino lo que Dios hizo en Jesucristo en favor nuestro. Por lo tanto, quienes hacen
de la orientación sexual de una persona un criterio condicionante de su relación con
Dios, por ejemplo excluyendo a los homosexuales – por su condición de tales – del
amor y de la gracia de Dios, incurren en un grave error.

2. Que no hay obra o cualidad humana que defina de por si la pertenencia a la Iglesia,
tampoco en el terreno de la orientación sexual. La iglesia debe estar abierta a toda
persona que responda con fe a su bautismo y al mensaje del Evangelio de Jesucristo.
Pues con la fe se establece una nueva identidad, que relativiza todas las identidades
anteriores, sean étnicas, sociales, sexuales o de cualquier otro tipo  (cf. Gálatas 3, 26-
28). Así pues, quien hace de la orientación sexual una condición a partir de la cual se
decide o condiciona la pertenencia a la iglesia, comete un grave error.

3. Que el contrato matrimonial es una institución exclusivamente de orden civil, sujeta
desde sus inicios a cambios y transformaciones a partir de la situación histórica y
específica de las sociedades en que se desarrolló. Dicha institución debe permanecer
abierta a las modificaciones que garanticen el mejor marco de convivencia saludable



para los contrayentes que la integran, así como para los hijos que sean educados en su
seno. De acuerdo con nuestra ética evangélica también la comunidad matrimonial y
familiar encuentra su fundamento y guía en el triple mandamiento del amor a Dios, al
prójimo y a sí mismo (cf. Mateo 22, 34-40).

4. Que reconocemos al Estado su legítima potestad de legislar con la finalidad de asegurar
la igualdad de derechos y deberes de todos los ciudadanos, en vistas a afianzar una
convivencia basada en la justicia y la paz. En ese sentido valoramos positivamente toda
iniciativa tendiente a reparar situaciones de injusticia y discriminación sufridas por
minorías en nuestra sociedad. Según nuestro punto de vista este es el caso del proyecto
de ley que está en tratamiento en el parlamento argentino sobre la institución del
matrimonio entre personas de un mismo sexo.

5. Que nuestro apoyo a esta medida, tendiente a reconocer sus derechos democráticos a
personas hasta ahora marginalizadas, nos compromete a trabajar en la construcción de
un país más justo e inclusivo. En ese sentido reconocemos que nuestro compromiso no
siempre ha tenido la claridad y consecuencia que dicha tarea demanda. Ello nos obliga a
revisar críticamente, a la luz de la Palabra de Dios, las formas concretas en que se
desarrolla nuestra vida y misión, a fin de superar en el seno de nuestras propias
comunidades aquellas posturas y actitudes que de una u otra forma contradicen el
mandato que tenemos como Iglesia de Jesucristo.













               Pastor Federico Schäfer                                                        Pastor Alan Eldrid
                  IERP – Presidente                                                              IELU – Presidente









Buenos Aires, 31 de mayo de 2010.-

sábado, 22 de mayo de 2010

La Iglesia Católica tiene derecho a oponerse a un matrimonio eclesial. Pero NO TIENE DERECHO A OPONERSE AL MATRIMONIO CIVIL



Parece cuento que en los '80 del siglo XIX el mismísimo Gral. Roca, ya Presidente de la Nación,  haya expulsado del país al nuncio apostólico y la Argentina haya cortado lazos con el Vaticano por alrededor de una década debido a su oposición al matrimonio civil y a la educación laica. El presidente Roca no asisistió a Tedeum; prefirió asisitir a la liturgia de una Iglesia Evangélica Europea para el 25 de Mayo.

Nadie puede pensar que la llamada GENERACIÓN DEL 80' (hoy llamada por los historiadores GENERACIÓN DEL PROGRESO) haya sido AVANT GARDE... Pero a la luz de la visión de muchos políticos de la actualidad, la verdad es que aquellos eran simplemente ¡ ESTADISTAS BRILLANTES!

Durante esa década del siglo XIX por pocos votos perdió la sanción del divorcio vincular (sólo en eso los católicos se anotaron una victoria que luego otro general, el presidente Juan Domingo PERON, con la Constitución del 1949, iba a desbaratar). Perón, como Roca, tampoco asistió a los Tedeum del 25 de mayo celebrados por la Iglesia Católica.

A principios del XX, luego de la crisis económica (de 1890), la necesidad de incluir a mayorías y minorías y posibilitar la creación de partidos orgánicos era indiscutible, debido al  aumento del descontento social, expresado por huelgas, revueltas y hasta bombas incendiarias. Julio Argentino ROCA, otra vez en la presidencia de la Nación, en sus mensajes al Congreso en 1899, 1901 y 1902, expresaba la necesidad de modificaciones en la ley de comicios, asumiendo resueltamente la labor su Ministro del Interior, el político riojano Joaquín V. González.

El ministro J. V. González, concebía a la reforma electoral como una canalización de las demandas sociales, a las que procurará brindar una respuesta social con el proyecto de legislación laboral de 1904, un proyecto de avanzada incluso con respecto a la legislación vigente en países europeos.

El primero de los proyectos, el de reforma electoral, sancionado por el Parlamento posibilitó la elección del PRIMER DIPUTADO SOCIALISTA DE AMÉRICA TODA, Alfredo PALACIOS.

El segundo proyecto, que incluía convenios colectivos de trabajo parecidos a los australianos de aquella época, y a los de la Suecia de hoy día, fue obviamente rechazado por los anarquistas. Pero también, impúdicamente rechazado tanto por la UIA así como insólitamente rechazado por la Central de Trabajadores Socialistas, con el mismo argumento ambos: ¡QUE ESE CÓDIGO DE TRABAJO PERMITÍA QUE EL ESTADO SE INMISCUYERA EN ASUNTOS PRIVADOS! -cuando justamente lo brillante de la conceptualización de Joaquín V. González consistía en incluir a las Relaciones Laborales dentro del campo del Derecho Público y no Privado-.  De este Código de Trabajo fracasado surge el mito de que Perón copió la legislación impulsada por los socialistas en cuestiones laborales y sociales. Nada  más errado. Si bien dentro del equipo creado por Joaquín V. González había socialistas, la mirada estratégica fue la del mismo González y la del Gral. Julio Argentino Roca. A ellos, en todo caso, reeditó Perón desde la Secretaría de Trabajo.

Parece increíble que UN SIGLO DESPUÉS, exactamente celebrando el BICENTENARIO, todavía haya políticos que hagan que Julio Argentino ROCA sea de vanguardia al lado de las posiciones retrógradas que muchos actuales tienen con respecto al MATRIMONIO ENTRE CONTRAYENTES DEL MISMO SEXO (y hace poco nomás, con respecto a la Asignación Universal por Hijo, o a la Ley de Medios Audiovisuales, que trata de lo que podríamos llamar la escuela pública del siglo XXI).

Por suerte, existen hoy, además de las Iglesias Cristianas, como la Metodista Británica, la Episcopal Británica y la Cuáquera Estadounidense, sacerdotes CATÓLICOS ARGENTINOS que apoyan  esta reforma del MATRIMONIO CIVIL

Debajo un reportaje al sacerdote cordobés NICOLÁS ALESSIO, que se encuentra entre aquellos sacerdotes católicos mencionados.

Saludos a todxs,

Lic. Mario Luis CARDOSO CERUSICO
Maestrando en Filosofía Social y Política
Lic. en Cs. Soc. y Humanidades Mención en Historia
UNQuilmes


OTROS CURAS, EN DEFENSA DEL MATRIMONIO HOMOSEXUAL

http://www.clarin.com/diario/2010/05/20/sociedad/s-02197679.htm

Por: Marta Platía

Fuente: CORDOBA. CORRESPONSAL


Nicolás Alessio, un sacerdote cordobés de 52 años, le está dando (más) dolores de cabeza a la curia oficial desde que se conoció su apoyo a la ley que permitiría el matrimonio entre homosexuales. "Ante la posibilidad de que personas del mismo sexo puedan ser 'matrimonio' y vivir profundamente el amor y la sexualidad, entendemos que aprobarla, acompañarla y profundizarla nos pone en el camino del Evangelio de Jesús", arranca el documento que avala el Grupo Angelelli, integrado por 15 sacerdotes tercermundistas de esta provincia, firmado por Alessio. Una semana atrás, el sacerdote mendocino, Vicente Reale, ya había desatado una polémica al defender el matrimonio entre homosexuales.

El texto sostiene que "Jesús jamás condenó ni mencionó la homosexualidad. Sí enfrentó a los soberbios, a los que se creían puros, a quienes tenían el poder opresor, esclavizaban y humillaban". En plural, el documento afirma: "La homosexualidad como una manera distinta, diferente, diversa de vivir la sexualidad y el amor. No como una rareza y menos como una enfermedad. Citar la "ley natural" para oponerse es sólo una posición fijista, dura, congelada, de la realidad pretendida como "natural", sin entender los complejos procesos naturales. Un legislador puede profesar profundamente su fe cristiana y católica, y, a la vez, con total libertad de conciencia, pensar definir y actuar distinto a lo que propone la jerarquía eclesial (...) Por otra parte, un legislador legisla para toda la ciudadanía".

El "padre Alessio" -como se lo conoce en Córdoba- es de modos sencillos, no usa sotana, y es reconocido por su compromiso social. Su modo directo de decir lo que piensa, le acarrea tanta adhesión como recelo.

Consultado ayer por Clarín, Alessio, párroco de la iglesia San Cayetano en el barrio Altamira, dijo ayer: "La Iglesia tiene derecho a oponerse a un matrimonio eclesial. Pero aquí se habla de casarse por civil. ¿Cómo lo van a aceptar, si no aceptan el divorcio vincular, y excomulgan a los casados en segundas nupcias? El punto clave está en que consideran a la homosexualidad como una enfermedad. Y como los ven como enfermos, no les permiten adopción. Eso es por lo menos injusto".
El padre Nicolás ALESSIO, uno de los sacerdotes católicos que apoya el MATRIMONIO CIVIL ENTRE CONTRAYENTES DEL MISMO SEXO

domingo, 16 de mayo de 2010

PUROS FUEGOS DE ARTIFICIO


EL ENOJO DE LOS LOBBIES AGRÍCOLAS DE FRANCIA, IRLANDA, GRECIA, HUNGRÍA, AUSTRIA Y OTROS DEL ESTE CONTRA LA APERTURA DE NEGOCIACIONES DE LA UE-MERCOSUR ES SÓLO FUEGOS DE ARTIFICIO

DESDE EL PUNTO DE VISTA LEGAL LOS LOBBIES NO TIENEN CHANCES, LA MEDIDA SE TOMÓ POR MAYORÍAS Y SIN POSIBILIDAD DE VETO DE ALGÚN MIEMBRO DE LA UE

DESDE EL PUNTO DE VISTA PRÁCTICO DIFÍCIL QUE SE SACRIFIQUEN LAS MILLONARIAS LICITACIONES PENDIENTES EN OBRAS PÚBLICAS Y ENERGÉTICAS EN EL BRASIL POR LA VENTA DE QUESOS Y TÉS.

LA COMPRA DE ALIMENTOS A LA ARGENTINA QUE REALIZA EL BLOQUE EUROPEO, ESPECIALISTA EN PROTEGER SU PRODUCCIÓN, ES INSIGNIFICANTE.

AÚN SI AUMENTARA, MÁS RELEVANTE AÚN ES LA NECESIDAD QUE TIENEN LOS EUROPEOS DE PENETRAR CON VALOR AGREGADO EN OTROS MERCADOS, Y EN PARTICULAR ANTE EL ESTALLIDO DE SU PROPIA CRISIS. 

(síntesis ruda de la elegante nota de Cledis Candelaresi ante la queja de embajadores europeos sobre el pedido "oral y no escrito"  de Moreno a los supermercados para que no vendan alimentos importados; que dió lugar a la embatida de los lobbies agrícolas de varios países europeos encabezados por Francia para que no se reabran las negociaciones UE-MERCOSUR. La nota de Cledis, aquí)

Mario CARDOSO

sábado, 15 de mayo de 2010

¿Libertad de Comercio? ¿Ventajas Comparativas? ¡ NUESTRO CAMPO ES EL MÁS LIBERAL DEL MUNDO !

La versión francesa del LOBBY AGRÍCOLA, va a contramano de las teorías que defendemos con energía desde los 90's por Argentina, y que defienden nuestros hermanos chilenos, siempre precursores en cuanto a librecambismo,  desde los 70's: los franceses y los agricultores de otros nueve países de la UE se opusieron con vehemencia a que se reanude el ciclo de negociacines UE-MERCOSUR.

Como puede leerse aquí, tanto España que preside actualmente la Unión, como José Manuel Barroso, presidente de la Comisión Europea de la Cumbre UNIÓN EUROPEA-AMERICA LATINA que se celebra a partir de mañana en Madrid, sostienen la decidida intención de reactivar las discusiones con los países del MERCOSUR, pese a la oposición francesa.

A partir de ese momento, lo LOBBIES agrícolas se concentraron en presionar a los gobiernos de la UE para que este proceso no se lleve a cabo, afirmando que perderían entre 3 y 5 mil millones de euros si se pacta con el MERCOSUR.

Luego de esas presiones el gobierno francés publicó un comunicado en donde manifestó su oposición a la reanudación de las negociaciones con el MERCOSUR , porque ello "corre el riesgo de poner en tela de juicio las agriculturas francesa y europea". Una verdadera afirmación de soberanía alimentaria que ojala tuviéramos en cuenta en estos pagos.  

CRUCE INUSUAL DE MOROCHAJE CON SUS OJOS CELESTES

HOMENAJE A MI PROFESOR DE HISTORIA DEL ARTE: Nicolás Casullo



 Para hacer el amor en los parques,  la primera novela de Nicolás Casullo, publicada en 1970  y prohibida en 1971, trata de una mirada de lo que consistió el  primer estadío en un camino de cuatró décadas de nuestra historia social y literaria y que inicia un proyecto impensado, y por ello,  vívidamente apasionado, de cuatro novelas. La primera, Para hacer....  es el producto de su temprano viaje a París en 1968 y su militancia en la izquierda del peronismo. La novela tiene una sintáxis tejida por oximoron de los  imaginarios político-sociales de los '70s, a la manera dicotómica cortazariana : la revista literaria o la lucha armada, Cuba o París, el peronismo o la izquierda,... Vaya un fragmento pardigmático:


“... pudo reconocer en Magdalena un mínimo de cinco estrategias entreveradas para hacer frente al mundo de sus progenitores y al mundo de la mercancía capitalista, a partir de sus ansias de formar una pareja de amor auténtico con obrero metalúrgico y joven, provinciano, morrudo y sexualmente inagotable frente a tantos barbetas alfeñiques con libros, que le hiciese vivir huelgas, paros por mejores condiciones, petitorios, alegrías por retroactivos salariales, asambleas antiburocráticas, el vino fuerte de los pobres, puerta de fábrica con sandwich de mortadela, repartir octavillas, tener hijos robustos en un cruce inusual de morochaje con sus ojos celestes y asegurarse un lugar en algún palco para las fiestas de la revolución”.

El libro fue reeditado en 2008  (Altamira), pero en ese transcurso Casullo había publicado dos novelas más:


El frutero de los ojos radiantes (Folios) es una novela escrita durante el exilio y publicada en 1984, a su regreso, tras recibir el Premio Pablo Poblet, por un jurado integrado por Enrique Pezzoni, Beatriz Sarlo y Héctor Tizón, donde lo que se convoca es, antes que la revolución, la memoria: el reencuentro con lo que había antes, más atrás del exilio, la reconstrucción del mito del inmigrante encarnado en un frutero del Abasto.

 La cátedra (Norma), del año 2000, donde un Casullo en plena madurez vital se sumerge en los dominios del gótico culto, en el relato fantástico y policial.  La revolución y la memoria se funden en una novela más pegada al género, menos lúdica que las anteriores y a la vez con mas referencias eruditas que requieren una iniciación académica. La iniciación que muchos transitábamos con Casullo frente a la cátedra universitaria y que consistia siempre en conceptos sobre el arte y la reflexión sobre los mismos.


Orificio   es la cuarta novela. Inédita,  una novela diferente de las otras, con un poder de condensación y de conmoción inusual, es la contracara de Para hacer el amor en los parques porque es una novela donde no hay revolución ni clase social a redimir ni pasado históricamente situable ni afecto familiar que remontar. Por el contrario, es una novela futurista, con una estética de ciencia ficción, quizá de comic que  transcurre en una Buenos Aires del año 2117, donde todo es naufragio, tribalización, violencia consumada y esperpéntica, sexo sin cuerpos, antepasados  mutantes, barrios feudalizados, gobiernos anarquizados, pero donde Orificio, un ser violento que acecha ante los violentos y los freaks, acumula víctimas y replicantes, dialoga con las ruinas y es ungido como líder de una muchedumbre desechada, perdida, que puja por lo primario sin saber que exista otra cosa o sufriendo por algo que ya no conoce. Es una Buenos Aires fantasmal que Casullo escribe durante los primeros años del menemismo y tras la caída de los socialismos reales, donde la barbarie ha hecho brotar defectos, relinchos y letanías sufrientes.

Cuando se publique esta cuarta y póstuma novela del nuestro querido y recordado Nicolás, nos será dada la dicha de tirarnos en el césped de un verano a recorrer las cuatro novelas de un tirón, en un ejercicio “aprehendizaje” de un pedazo de la historia que muchos hemos transitado y transitamos todavía; pero hacerlo en un diálogo con un grande de la crítica cultural y la militancia política activa como Nicolás Casullo, hombre de buena fe.

(Esta nota es una  ruda síntesis de la espléndida nota publicada en Radar por Gabriel D. Lerman y que puede leerse aquí).

Mario CARDOSO


viernes, 14 de mayo de 2010

Delicioso y hondo relato de MARICEL ALVAREZ sobre su primer filme BIUTIFUL, que la tiene como protagonista dirigida por Alejandro IÑÁRRITU que se presentará en CANNES

las12
Viernes, 14 de mayo de 2010
ENTREVISTA

Blanda como la arcilla

Aunque Maricel Alvarez sea una actriz de carácter, maleable como la arcilla se entregó al director Alejandro Iñárritu en su primer papel cinematográfico como protagonista, junto a Javier Bardem. Esa confianza que depositó en quien la eligió para su película Biutiful, que se estrena la próxima semana en el Festival de Cannes, le permitió atravesar un personaje complejo y doliente y también le da la tranquilidad necesaria para enfrentar la alfombra roja sin alarma.
 
Por Federico Sierra
Ante la mirada inmóvil de un enorme ciervo disecado en el medio de la sala, Maricel Alvarez se prepara para viajar al Festival de Cannes, donde se estrenará Biutiful, el último film de Alejandro Iñárritu, que coprotagoniza junto a Javier Bardem. Su tono es afable, sin alarmas. Pero tanta calma ya genera suspicacias en su entorno. Incluso su madre llamó para preguntarle “con qué se iba a medicar” cuando deba afrontar a la prensa internacional en la alfombra roja de Cannes. Maricel se ríe de la ocurrencia: claro que no tomará nada. “Me preparé como creo que corresponde hacerlo: con mucha tranquilidad y un hermoso vestido diseñado por Martín Churba.”
Tal como la dupla que formaron durante muchos años la artista performática yugoslava Marina Abramovic con su pareja Ulay, Maricel ha recorrido un largo camino experimentando distintos lenguajes teatrales junto a su pareja, Emilio García Wehbi. Antes de su reciente experiencia en manos del magistral Alejandro González Iñárritu, su nombre ya era bien conocido en la escena independiente local, por sus experimentos intensos con el teatro. Allí indagó en las grietas del lenguaje teatral y los espacios que lo separan de otras artes visuales. Junto a Wehbi, funcionan como pareja artístico-amorosa que comparte, según palabras de Maricel, “además de un proyecto de vida, una búsqueda ética y estética”, que marcó fuertes apuestas en la experimentación de las artes escénicas de la última década.

¿Cómo pudiste combinar toda esa experiencia previa con una película de la gran industria como es Biutiful?

–Son universos distintos, hay que encontrar aquellos lugares que tienen en común. Creo que pude acercar esa experiencia a la película. Y esto lo digo humildemente, yo me acerqué como soy: con mi historia, mi recorrido artístico, mi cultura y mi idiosincrasia. Quise presentarme ante ellos tal como soy, no traté de adaptarme a priori ni transformarme para encajar dentro de una maquinaria. Lo que yo traje previo al rodaje podía servir siempre que esté al servicio de lo que el director quisiera usar para contar su historia.

¿Cómo fue el vínculo con Iñárritu?

–Al llegar le explicité: “Soy arcilla en tus manos y estoy a tu absoluta disposición”. El no hizo abuso de esto, todo lo contrario, lo tomó y lo supo aprovechar para guiarme y ayudarme a llevar esto adelante. Sé que en todos los ámbitos hay maestros y directores que pueden hacer abuso de esa relación, hay gente que no comprende la calidad de ese rol, y abusa del poder que ese rol otorga. Es importante y bello guiar a una persona, los que entienden esto trabajan con grandes dosis de humanidad y generosidad. Es de esos vínculos que salen los mejores trabajos.

¿Cómo crees que te veían ellos?

–Ellos estaban contentos y muy sorprendidos conmigo. No esperaban encontrar en la Argentina, en una actriz totalmente desconocida para el publico masivo, que había limitado su experiencia al campo del teatro experimental o independiente, a la intérprete para ese papel.
Y de parte tuya la sorpresa también habrá sido fuerte.
–Yo también estaba asombrada y sorprendida y deseaba fervientemente que ellos no se hubieran equivocado (se ríe). Ese era mi mayor temor: estar a la altura de las circunstancias, no porque no pueda estarlo, sino que hubiese fricción entre nuestras diferentes formaciones, realidades y maneras de ver el mundo. Encontramos un punto en común para sacar afuera lo mejor del otro. Fue una experiencia gratificante y de mucho aprendizaje, sobre todo en términos técnicos. Eran jornadas largas, agotadoras: cada una de ellas era explotada al máximo.

Tenés poca experiencia en cine y muchísima en teatro, dos lenguajes muy diferentes.

–Son lenguajes y espacios muy diferentes. Las herramientas a las que apelar son distintas. Pero Iñárritu decidió filmar esta película en términos cronológicos. Había un armado cronológico del plan de rodaje, y fue un viaje similar al que uno hace cuando prepara un espectáculo teatral: empieza por las primeras escenas y va avanzando hasta llegar al final. Además, prácticamente no filmó en estudio, sino que en su mayoría fueron en sets reales. Esto ayudó mucho, el actor así no debe enfrentarse al cartón pintado y hay algo del objeto real que remite a una emoción y un estado más contundente y concreto. Por último, Alejandro filma infinita cantidad de tomas, no tiene ningún reparo en pedirte lo mismo una y otra vez, y yo no puedo más que agradecer eso. Para mí cada toma era un ensayo. A la toma quince uno ya tenía un ensayo hecho. Así, entrábamos en un estado profundo, que nos dejaba totalmente expuestos y entregados a cada escena. Estos tres puntos fueron decisiones del propio director con las que yo estaba feliz. Del cansancio de hacer muchas tomas uno se recupera, de lo que no te recuperás nunca es de una mala toma.

¿Cómo decidiste abordar el gran dolor que atraviesa a esta mujer de Biutiful?

–El personaje es complejo, pasa por toda una serie de estados diferentes. Y esa gimnasia, el poder entrar y salir de esos estados, es lo que llevó más trabajo. Pero una vez encontrado el tono y el gesto, hay algo muy íntimo de ella. Eso surge cuando el actor entiende y a partir de ahí hay que ir profundizando. El vínculo entre director y actor es complejo: hay que confiar y entregarse al otro, no defenderse, ni ser autorreferido ni vanidoso. Alejandro te dice: “Vamos por este camino, que puede ser difícil, oscuro, pero yo te acompaño”. Y eso no lo dice superficialmente. Iñárritu es un hombre que no te larga la mano, él se compromete contigo, te acompaña, te orienta conceptualmente. Agota las dudas, contiene tus temores, en ese sentido vale decir que “se ensucia”: porque el trabajo del actor es también es un trabajo muy sucio.

Y vos contabas con una vasta trayectoria en personajes atravesados por el dolor.

–Bueno, hay en los personajes de Iñárritu esta capacidad de sentir el dolor en carne viva y expresarlo maravillosamente. está en sus películas: evidenciar el dolor y narrarlo. Eso está muy presente en Biutiful también. Sin dudas, tener a Javier Bardem de compañero fue de lujo. Ya nomás con lo bien que él hacía su trabajo no sabés todo lo que me ayudó a mí. Si además es buena gente y se preocupa por sus compañeros, eso es un plus enorme que facilitó mucho las cosas.

¿El viaje que realiza la protagonista de Dolor exquisito (obra de Sophie Calle, protagonizada por M. A. y con dirección de Emilio García Wehbi) anticipó de alguna manera el viaje que luego debiste hacer para filmar Biutiful?

–Esa es una analogía muy linda (sonríe). Sophie Calle estaría encantada con eso, ella entiende e insiste en que la vida y el arte están siempre relacionados, en un juego continuo.

Te imagino escribiendo largas cartas y mails a Emilio.

–Sí, por un lado incrementó muchísimo nuestra relación epistolar: nos escribimos muchísimo, como nunca antes en los once años que estamos juntos. También nos reíamos y veíamos las analogías entre nuestra situación y aquella que ficcionalizábamos en Dolor exquisito, que a su vez también es una historia verídica que vivió Sophie Calle (se ríe). Creo que lo único que tenía prohibido Emilio era dejarme. Era lo único que no íbamos a permitir para que el proyecto no quede como un maleficio sino como una bendición en nuestras vidas.

¿Cannes era un lugar en tu mente donde soñabas estrenar la película?

–No, ni remotamente. Me alegra mucho que Alejandro haya decidido estrenarla en un marco como éste, un festival muy prestigioso. Es una película dura, difícil, una obra cruda y arriesgada. Cannes es un marco fantástico para esto, un lugar muy adecuado.

¿Esta vez viajás acompañada de Emilio?

–Sí (suspira). Claro que sí, necesito que me ayude, que me acompañe y me baje a tierra. Nadie es infalible de caer en el temor y la inseguridad. Todo lo que allí sucede aparentemente es muy conmovedor y es hermoso ir con alguien como él. Necesito que mi compañero esté allí conmigo. (Piensa) Tengo la fantasía de que allí todo está al servicio de “lo otro”, de aquello que está más allá y más lejos de uno: la fachada, las formalidades, el protocolo. ¡Es como ir a una cumbre de presidentes! (se ríe). Sólo que allí somos todos artistas, entonces me tiento y por momentos puede darme mucha risa.
  
 Permalink:
http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/las12/13-5715-2010-05-14.htm

La Iglesia Metodista Argentina no adhiere a ninguna campaña secular o religiosa que refuerce actitudes discriminatorias


La Iglesia Metodista en Argentina dio a conocer su posición sobre la Ley de Matrimonios de personas del mismo sexo

Mediante una “Carta a las Congregaciones”, firmada por el Obispo Frank de Nully Brown, que será leída en todas los templos metodistas del país el domingo próximo, 16 de mayo, esta posición oficial será transmitida a los fieles de la Iglesia.

El texto completo puede leerse aquí . A continuación se transcribe los fragmentos más significativos de la posición teológica y política la Iglesia Metodista Argentina:

v   Las consideraciones sobre la Ley de Matrimonio presuponen una comprensión de la sexualidad humana
v   Creemos importante compartir con nuestras congregaciones que nuestra iglesia no ha asumido hasta el momento una posición sobre el tema pero que hay presupuestos que sustentamos y que deben ser reafirmados.

Ø    Es nuestro deber trabajar por lograr una comunidad donde todo ser humano tenga acceso a las condiciones que posibiliten una vida verdaderamente humana, tal como lo que vemos en Jesús, en quien el Reino del amor, verdad, libertad, justicia y paz, se hace presente entre nosotros.
Ø    “debemos ejercer una crítica activa, oponiéndonos constructivamente a todo sistema que esté basado en el egoísmo, la hipocresía, la represión, la injusticia y la violencia institucionalizada” (de la Afirmación Social de la Iglesia Metodista).
Ø    un estado democrático y pluralista debe estar abierto a escuchar las voces de todos y a decidir con libertad.
v   La reconsideración de la Ley de Matrimonio nos desafía como cristianos a escuchar y comprender antes que juzgar y condenar
v   Por eso no adherimos como iglesia a ninguna campaña secular o religiosa que refuerce actitudes discriminatorias.
v La sexualidad no puede ser considerada en forma aislada sino en la construcción de la vida comunitaria y del compromiso entre las personas.


EL PLAN DE AJUSTE ESPAÑOL ¿Trata de ser equitativo con los que menos tienen?

La discusión que plantea el título puede leerse en los comentarios al excelente Post de FINANZAS PUBLICAS, El Ajuste (1958-2010) que puede leerse aquí donde se detalla el primer plan de ajuste impuesto por el FMI a la Argentina:


 "En diciembre de 1958 Arturo Frondizi acordó con el FMI un paquete de U$ 329 M, aportados por el Fondo y por bancos norteamericanos contra la aplicación de un Plan de estabilización". 


El Plan de estabilización implicó, como siempre después,  

  • mercado libre de cambios con devaluación
  • eliminación de control de precios y de subsidios al consumidor
  • limitación del aumento de los salarios según una tabla anual
  • reducción del déficit fiscal y de los aportes a las empresas públicas
"Como contrapartida, el consumo de carne per cápita bajó de 90 kg en 1958 a menos 70 kg en 1959, la inflación llegó al 113% anual en 1959 y se perdieron 10 millones de jornadas de trabajo por las huelgas y la participación en el ingreso de los asalariados pasó del 44% al 37% en 1959."

Retomando la pregunta del título ¿Pude ser equitativo un ajuste?  El autor del Post, Jim Hacker plantea: "Aun reconociendo que no se puede vivir "siempre" por encima de las posibilidades, como dice Ana C., cabría preguntarse tambien cómo se distribuyen los costos de "El Ajuste" hacia el interior de las sociedades modernas para que no pase lo que siempre termina pasando: se perjudica a los más pobres."

El plan de ajuste español puede leerse acá y acá

Leyendo el plan es cierto que hay allí una intención de tomar medidas para no perjudicar a los pobres y que "el costo lo paguen los más ricos" (como dice Ana C. aunque ésto último no esté tan claro).

Hasta el propio Rodríguez Zapatero reconoce "no es fácil para un Gobierno presentar estas medidas de ajuste a sus conciudadanos. Especialmente difícil lo es para un Ejecutivo que ha dirigido sus esfuerzos a mejorar la situación de todos los ciudadanos y, especialmente, de los más necesitados. Fundamentalmente, añadió, porque nada han tenido que ver con el origen de la crisis y , sin embargo son, ahora, los que mayoritariamente deben contribuir con su esfuerzo a corregir sus efectos.

La  pregunta  que surge concatenada a la anterior es ¿Hay otra salida al ajuste fiscal cuando una economía ha superado un déficit primario del 10% del PBI o más y no consigue financiamiento? (Miguel de Olivera)

Pregunta retórica a la que Musgrave responde: "Argentina logró distribuir los costos del ajuste de una manera distinta a los ajustes tradicionales. Esa fue la función del jefes y jefas y las retenciones, no?"

miércoles, 12 de mayo de 2010

LA ARGENTINA Y VENEZUELA NO COMPARTEN TANTO COMO SE PRETENDE

La Argentina y Venezuela no comparten tanto como se pretendeViva la diferencia Carlos Escude
lanacion.com | Opinión | Mi�rcoles 12 de mayo de 2010

Existe un error muy difundido en grandes segmentos de la opinión pública argentina respecto del parentesco ideológico y la presunta alianza estratégica entre los gobiernos actuales de la Argentina y Venezuela. Independientemente de la corrupción que quizás haya plagado a los negocios entre ambas partes, la estructura de nuestras relaciones bilaterales se parece a la vigente entre los Estados Unidos y el régimen caraqueño. Más allá de diferencias culturales y de estilo (como los exuberantes abrazos criollos), tanto Washington como Buenos Aires hacen negocios con Venezuela, pragmáticamente, a la vez que ambos países discrepan radicalmente de Caracas en lo que tiene que ver con sus inquietantes relaciones con Irán.
Que no lo dude nadie: Hugo Chávez es un personaje indeseable. Pero quien lo hace peligroso es, paradójicamente, Estados Unidos, por lejos el comprador más importante del petróleo venezolano. El país caribeño es, según el año, el tercero o cuarto proveedor más importante de los Estados Unidos en materia de crudo y de productos de petróleo refinado. Más aún, alrededor del 45 por ciento de las exportaciones venezolanas van a los Estados Unidos, y más de un 30 por ciento de sus importaciones provienen del gigante norteamericano. Por si fuera poco, el entrelazamiento de ambas economías está apuntalado por Citgo, una gran empresa estadounidense refinadora de petróleo (la cuarta más importante del país), que desde 1990 pertenece en su totalidad a Petróleos de Venezuela (Pdvsa). En cambio, la Argentina ni figura en las tablas de los socios comerciales importantes de Venezuela.
En otras palabras, es Estados Unidos quien enriquece a Venezuela, y en el contexto de su actual régimen bolivariano, esa riqueza engendra su capacidad desestabilizadora en la región. Hay muchos ejemplos de la intrusión de las políticas de Hugo Chávez en otros países de América latina. Ha suministrado petróleo barato a Nicaragua y la ha cooptado para su alianza con Irán. Ha financiado organizaciones de protesta afines en la Argentina. Se ha convertido en el principal sostén del régimen comunista de Cuba. Azuza al mandatario boliviano Evo Morales para que acelere procesos de nacionalización, ofreciendo financiar bases militares en las provincias petroleras de ese país. Y más allá de nuestro continente, en su fallido intento de 2007 por conseguir un asiento no permanente en el Consejo de Seguridad de la ONU, prometió comprar todo el excedente exportable de las cosechas de algodón de Benín y Malí.
Nada de esto estaría a su alcance si no fuera por el aporte norteamericano, que antecede en mucho al régimen de Chávez. Nuestros negocios, buenos o malos, no son nada en comparación. En este plano vital, que es el de la supervivencia, más allá de las retóricas de Washington y de Caracas, las de Estados Unidos con Venezuela son "relaciones carnales".
En otro ámbito relevante, el geoestratégico, es notoria la posición argentina frente a Irán. Durante tres años consecutivos, 2007, 2008 y 2009, nuestros mandatarios denunciaron a ese Estado terrorista en la mayor vidriera del mundo: la apertura de las sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas. Ciertamente, al igual que Estados Unidos, en esta cuestión estamos en las antípodas de Venezuela, cuyo presidente realizó siete visitas oficiales a Irán desde 2001.
Caracas y Teherán se han juramentado financiar los esfuerzos de algunos gobiernos que buscan "liberarse del yugo imperialista". La alianza explícitamente incluye la cooperación venezolana con el proyecto nuclear iraní, que tiene en vilo al mundo.
Mientras tanto, la política argentina frente a la cuestión de la no proliferación nuclear no podría ser más responsable. Por cierto, a pesar de sus múltiples colapsos, la Argentina tiene más capacidad nuclear que cualquier país del Medio Oriente, excepto Israel. Si escuchara los cantos de sirena de Chávez, podría convertirse en una fuente de desestabilización. Pero en vez de ello, cumple a rajatabla con su papel de país estabilizador, y por eso puede exportar reactores nucleares a Australia, un país avanzado, cosa que sin duda contribuye al progreso de nuestra industria nuclear.
Por el contrario, en el plano de su alianza con el régimen fundamentalista de los ayatollahs persas, los extremos en que ha caído el régimen chavista son inimaginables, inclusive para el argentino bien informado. Chávez llevó su simpatía por Irán al punto de apoyar los intentos de penetración chiita en la región, e incluso concurrió personalmente a la conversión al islam de indígenas de la Guajira, en su propio país. También se plegó a la retórica antiisraelí del régimen de Teherán.
Gracias a los coqueteos geopolíticos de Chávez, la milicia libanesa Hezbollah tiene en Venezuela una importante puerta de entrada a América latina. Se trata de una trama doble por la que se contribuye a financiar operaciones del Hezbollah en Medio Oriente, a la vez que se avanza en la penetración chiita de organizaciones populares latinoamericanas. Esta intrusión es efectiva porque Hezbollah brinda servicios sociales a los miembros de las organizaciones populares en que asienta su presencia, reproduciendo el modelo de su operatoria en el Líbano.
En este contexto, Ghazi Nasr al Din, diplomático venezolano de origen libanés, ha sido acusado por el Departamento de Estado de los Estados Unidos de usar las embajadas de su país para proveer de fondos al Hezbollah y facilitar "cursos de entrenamiento", en Irán, de miembros venezolanos de esa organización terrorista. Estas operaciones se realizarían en connivencia con agencias de viajes de Caracas, manejadas también por libaneses. A su vez, el consulado de Venezuela en Maicao, Colombia, ha sido denunciado como proveedor de cédulas y pasaportes venezolanos a radicales islámicos. Un punto neurálgico del vínculo entre Venezuela y el Hezbollah se encuentra en la isla Margarita, donde opera un banco que financia actividades de la milicia chiita en el Medio Oriente, facilitando flujos de dinero provenientes del tráfico de drogas, la venta de armas, el contrabando de personas y otras actividades.
Por medio de éstos y otros mecanismos es que prosperan las actividades de "Hezbollah Venezuela", una organización de filiación política chavista que se autopublicita en Internet y que opera, principalmente, en la zona de la Guajira y la sierra del Perija, con indígenas de las etnias guajira y wayuu. Según informes norteamericanos, estas actividades cuentan con el apoyo de la Dirección de los Servicios de Inteligencia y Prevención (DSIP) del gobierno venezolano.
Aunque deploremos las andanzas proiraníes de nuestro compatriota Luis D´Elía, el contraste de Venezuela con la Argentina es enorme. D´Elía es oficialista, pero no es representativo del gobierno argentino en esta materia. Cuando en 2006, siendo funcionario, se solidarizó con Irán y se expresó contra la Justicia argentina en la cuestión de la imputación de altos ex funcionarios persas por la causa AMIA, D´Elía fue obligado a renunciar a su cargo en el gobierno.
Más aún, como antes de hablar con el encargado de negocios iraní, D´Elía había consultado con el embajador venezolano en Buenos Aires, Chávez fue presionado por el gobierno argentino para que reemplace a su enviado, Roger Capella, cosa que hizo.
Y todo esto ocurría mientras, con el aval del Poder Ejecutivo, la Justicia argentina pedía a Interpol el arresto de ocho ex funcionarios iraníes. Entre ellos estaba ni más ni menos que Akbar Hashemi Rafsanjani, ex presidente de Irán y actual presidente de la poderosa Asamblea de Expertos.
¿Alianza estratégica entre la Argentina y Venezuela? No me parece. En octubre de 2007, publiqué en esta página una nota en la que sostenía que el gobierno argentino era disimuladamente prooccidental. Hoy debo decir que, producidos los encuentros de la Presidenta con Hillary Clinton y Barack Obama, y puesta de manifiesto la firme disposición argentina a pagar la deuda, ya ni siquiera hay disimulo.
© LA NACION

jueves, 6 de mayo de 2010

Hacia la desintegración del sistema global. Señales de implosión en la crisis financiera de 2008




Hacia la desintegración del sistema global
Señales de implosión



Septiembre de 2008 marcó un punto de inflexión en el proceso recesivo que se venía desarrollando en los Estados Unidos a lo largo de ese año: estalló el sistema financiero y la recesión comenzó a extenderse rápidamente a nivel planetario al tiempo que se evidenciaban síntomas muy claros de tránsito global hacia la depresión cuya llegada comenzó a ser admitida desde comienzos de 2009.

Ahora asistimos a un encadenamiento internacional de derrumbes productivos y financieros acompañado por una mezcla de pesimismo e impotencia en el mas alto nivel de las elites dirigentes ante la probable transformación de la ola depresiva en colapso general.

Las declaraciones de George Soros y Paul Volcker en Universidad de Columbia el 21 de febrero de 2009 marcaron una ruptura radical (1), muy superior de la que estableció hace dos años Alan Greenspan cuando anunció la posibilidad de que los Estados Unidos entre en recesión. Volcker admitió que esta crisis es muy superior a la de 1929, eso significa que la misma carece de referencias en la historia del capitalismo, la desaparición de paralelismos respecto de crisis anteriores es también (principalmente) la de los remedios conocidos. Porque 1929 y la depresión que le siguió están asociados a la utilización exitosa de los instrumentos keynesianos, a la intervención masiva del Estado como salvador supremo del capitalismo y lo que estamos presenciando es la más completa ineficacia de los estados de los países centrales para superar la crisis. En realidad la avalancha de dinero que arrojan sobre los mercados auxiliando a los bancos y a algunas empresas transnacionales no solo no frena el desastre en curso sino que además está creando las condiciones para futuras catástrofes inflacionarias, próximas burbujas especulativas.

¿Implosión capitalista?
Por su parte Soros confirmó lo que era evidente: el sistema financiero mundial se ha desintegrado, a lo que agregó el descubrimiento de similitudes entre la situación actual y la vivida durante el derrumbe de la Unión Soviética. ¿Cuales son esos paralelismos?. Como sabemos, el sistema soviético comenzó a desmoronarse hacia fines de los años 1980 para finalmente implotar en 1991, el fenómeno ha sido por lo general atribuido a la degradación de su estructura burocrática haciéndolo en principio intransferible al capitalismo que alberga una vasta burocracia aunque no hegemónica como lo fue en el caso soviético. Existe un proceso, una enfermedad que no es el patrimonio exclusivo de los regímenes burocráticos, se ha desarrollado en el capitalismo al igual que en civilizaciones anteriores a la modernidad: se trata de la hipertrofia parasitaria, del predominio aplastante de formas sociales parasitarias que depredan a las fuerzas productivas hasta un punto tal en que el conjunto del sistema queda paralizado, no puede reproducirse más y finalmente muere ahogado por su propia podredumbre. A lo largo del siglo XX el capitalismo impulsó estructuras parasitarias como el militarismo y sobre todo las deformaciones financieras que marcaron su cultura, su desarrollo tecnológico, sus sistemas de poder. Las tres últimas décadas presenciaron la aceleración del proceso adornado con el discurso de la reconversión neoliberal, del reinado absoluto del marcado, tal vez su punto más alto fue alcanzado durante el último lustro del siglo XX, en plena expansión de las burbujas bursátiles y cuando el poder militar de los Estados Unidos aparentaba ser imbatible.

Pero en la primera década del siglo XXI comenzó el desmoronamiento del sistema, el Imperio se empantanó en dos guerras coloniales, su economía se degradó velozmente y burbujas financieras de todo tipo (inmobiliarias, comerciales, de endeudamiento, etc.) poblaron el planeta. El capitalismo financierizado había entrado en una fase de expansión vertiginosa aplastando con su peso a todas las formas económicas y políticas, en 2008 los estados centrales (el G7) disponían de recursos fiscales por unos 10 billones (millones de millones) de dólares contra 600 billones de dólares en productos financieros derivados registrados por el Banco de Basilea a lo que es necesario agregar otros negocios financieros, según algunos expertos la masa especulativa global supera actualmente los mil billones de dólares (cerca de 20 veces el producto Bruto Mundial).
Esa montaña financiera no es una realidad separada, independiente de la llamada economía real o productiva, fue engendrada por la dinámica del conjunto del sistema capitalista: por las necesidades de rentabilidad de las empresas transnacionales, por las necesidades de financiamiento de los estados. No es una red de especuladores autistas lanzados a una suerte de autodesarrollo suicida sino la expresión radicalmente irracional de una civilización en decadencia (tanto a nivel productivo como político, cultural, ambiental, energético, etc). Desde hace más de cuatro décadas el capitalismo global con eje en los países centrales soporta una crisis crónica de sobreproducción, acumulando sobrecapacidad productiva ante una demanda global que crecía pero cada vez menos, la droga financiera fue su tabla de salvación mejorando beneficios e impulsando el consumo en los países ricos, aunque a largo plazo envenenó por completo al sistema.

Se ha puesto de moda achacarle la crisis a los llamados especuladores financieros y según nos explican altos dirigentes políticos y expertos mediáticos las turbulencias llegarán a su fin cuando la “economía real” imponga su cultura productiva sometiendo a las reglas del buen capitalismo a las redes financieras hoy fuera de control. Sin embargo a mediados de la década actual en los Estados Unidos más del 40 % de los beneficios de las grandes corporaciones provenía de los negocios financieros (2), en Europa la situación era similar, en China en el momento de mayor auge especulativo (fines de 2007) solo la burbuja bursátil movía fondos casi equivalentes al Producto Bruto Interno de ese país (3) alimentada por empresarios privados y públicos, burócratas encumbrados, profesionales, etc. No se trata por consiguiente de dos actividades, una real y otrafinanciera , claramente diferenciadas sino de un solo conjunto heterogéneo, real de negocios. Es ese conjunto el que ahora se está desinflando velozmente, implotando luego de haber llegado a su máximo nivel de expansión posible en las condiciones históricas concretas del mundo actual. Bajo la apariencia impuesta por los medios globales de comunicación de una implosión financiera afectando negativamente al conjunto de las actividades económicas (algo así como una lluvia toxica atacando las verdes praderas) aparece la realidad del sistema económico global como totalidad contrayéndose de manera caótica.

Señales
Las declaraciones de Soros y Volcker fueron realizadas unos pocos días antes de que el gobierno norteamericano diera a conocer la cifras oficiales definitivas de la caída del Producto Bruto Interno en el último trimestre de 2008 con respecto a igual período de 2007: la primera estimación oficial que había fijado dicha caída en un 3,8 % resultó ser una burda mentira, ahora resulta que la contracción había llegado al 6,2% (4), eso ya no es recesión sino depresión. Japón por su parte tuvo para el mismo período un descenso en su PBI del orden del 12 %, en enero de 2009 sus exportaciones cayeron 45 % en comparación con igual mes del año anterior (5), en Europa la situación es similar o tal vez peor, luego del derrumbe financiero de Islandia la amenaza de bancarrota económica en varios países de Europa del Este como Polonia, Hungría, Ucrania, Letonia, Lituania, etc., amenaza a su vez de manera directa a las bancas acreedoras suiza y austríaca que podrían hundirse como la de Islandia. Mientras tanto los grandes países industriales de la región como Alemania, Inglaterra o Francia van pasando de la recesión a la depresión. Los pronósticos sobre China anuncian para 2009 una reducción de su tasa de crecimiento a la mitad respecto de 2008, sus exportaciones de enero han sido 17,5 % inferiores de las de enero del año anterior (6), este brusco deterioro del centro vital de su sistema económico no tiene perspectivas de recuperación mientras dure la depresión global por lo que su ritmo de crecimiento general seguirá descendiendo.

Que Soros y Volcker abran la expectativa de un colapso del sistema económico mundial no significa que el mismo se produzca de manera inevitable, después de todo una de las principales características de una decadencia civilizatoria como la que estamos presenciando es la existencia de una profunda crisis de percepción en las elites dominantes, sin embargo la acumulación de datos económicos negativos y su proyección realista para los próximos meses nos están señalando que la gran catástrofe anunciada por ellos tiene muy altas probabilidades de realización. A ese desenlace contribuyen la impotencia comprobada de los supuestos “factores de control” del sistema (gobiernos, bancos centrales, FMI, etc.) y la rigidez política del Imperio, por ejemplo ampliando la guerra en Afganistán preservando así el poder del Complejo Industrial Militar, gigante parasitario cuyos gastos reales actuales (aproximadamente algo más de un billón de dólares) equivale al 80 % del déficit fiscal de los Estados Unidos.
A estos síntomas económicos y políticos debemos agregar la crisis energética y la alimentaria derivada de ella que seguramente volverán a manifestarse apenas se detenga el proceso deflacionario (y tal vez antes), todo eso bajo un contexto de crisis ambiental que ha pasado a ser unfactor actual de crisis (ya no es más una amenaza casi intangible localizada en un futuro lejano). Y detrás de esas crisis parciales encontramos la presencia de la crisis del sistema tecnológico moderno incapaz de superar, en tanto componente motriz de la civilización burguesa, los bloqueos energéticos y ambientales creados por su desarrollo depredador .

Desintegración, implosión y desacople
La desintegración-implosión del sistema global no significa su transformación en un conjunto de subsistemas capitalistas o bloques regionales con relaciones más o menos fuertes entre ellos, algunos prósperos, otros declinantes (la unipolaridad estadounidense convirtiéndose en multipolaridad,“desacople” ordenado en torno de nuevos o viejos polos capitalistas). La economía mundial está altamente transnacionalizada, conforma una densa maraña de negocios productivos, comerciales y financieros que penetra profundamente en las llamadas “estructuras nacionales”, inversiones y dependencias comerciales las atan de manera directa o indirecta a los núcleos decisivos del sistema global.

En términos generales para un país o una región la ruptura de sus lazos globales o su debilitamiento significativo implica una enorme ruptura interna, la desaparición de sectores económicos decisivos con las consecuencias sociales y políticas que de ello se derivan.
Además el sistema global estaba hasta ahora organizado de manera jerárquica tanto en su aspecto económico como político-militar (unipolaridad) resultado del fin de la Guerra Fría y de la transformación de los Estados Unidos en el amo del planeta. No solo en el espacio de concentración de las decisiones comerciales y financieras (eso ya ocurría desde hace más de seis décadas) sino también de las grandes decisiones políticas.
El hundimiento del centro del mundo (7) en medio (como detonador) de la depresión económica internacional significa el despliegue de una cadena global de crisis (económicas, políticas, sociales, etc.) de intensidad creciente.

Recientemente Zbigniew Brzezinski dejó a un costado sus tradicionales reflexiones sobre política internacional para alertar sobre la posibilidad de agravación de los conflictos sociales en los Estados Unidos que podría según él derivar en una generalización de disturbios violentos (8). Por su parte y desde una perspectiva ideológica opuesta Michael Klare ha descripto el mapa de las protestas populares atravesando todos los continentes, países ricos y pobres, del Norte y del Sur, iniciadas en 2008 como consecuencia de la crisis alimentaria en un amplio abanico de países periféricos pero que comienzan a desarrollarse globalmente en respuesta a la agravación de la depresión económica (9): la multiplicación de crisis de gobernabilidad nos espera en el corto plazo.

La hipótesis de implosión capitalista abre el espacio para la reflexión y la acción en torno del horizonte postcapitalista donde se mezclan viejas y nuevas ideas, ilusiones fracasadas y densos aprendizajes democráticos del siglo XX, frenos conservadores legitimando ensayos neocapitalistas y visiones renovadas del mundo empujando grandes innovaciones sociales.
Agonía de la modernidad burguesa con sus peligros de barbarie senil, pero ruptura de bloqueos ideológicos, de estructuras opresivas, esperanza en la regeneración humanista de las relaciones sociales.

Notas
(1), ”Soros sees no bottom for world financial 'collapse' " , Reuters. Sat Feb 21, 2009. David Randall and Jane Merrick, “Brown flies to meet President Obama for economy crisis talks” , The Independent , Sunday, 22 February 2009.
(2), US Economic Report for the President, 2008.
(3), En agosto de 2007 la capitalización de las bolsas chinas superaba el valor del Producto Bruto Interno del año 2006. Dong Zhixin, “China stock market capitalization tops GDP”, Chinadaily ( http://www.chinadaily.com.cn/china/2007-08/09/content_6019614.htm )
(4),Cotizalia.com, 27 febrero 2009, “El PIB de EEUUse hunde un 6,2 %en el cuarto trimestre”.
(5), BBC News, 25-2-2009, “Japan exports drop 45 % to new low”.
(6), “China's export down 17.5% in January”, Xinhua, 2009-02-11.
(7), Jorge Beinstein, “El hundimiento del centro del mundo. Estados Unidos entre la recesión y el colapso”. Rebelión, 8-5-2008 (http://www.rebelion.org/noticia.php?id=67099).
(8), “Brzezinski: ‘Hell, There Could Be Even Riots’ “, FinkelBlog – 20/02/2009 - (http://finkelblog.com/index.php/2009/02/17/brzezinski-hell-there-could-be-even-riots).
(9), Michael Klare, “A planet at the brink?”, Asia times, 28 de febrero de 2009.
jorgebeinstein@gmail.com