viernes, 7 de agosto de 2009

Todos de acuerdo y por una ley para el agro

LA LEY NACIONAL DE EMERGENCIA AGROPECUARIA OBTUVO MEDIA SANCION CON EL VOTO UNANIME DE LOS PRESENTES

El inusual resultado se alcanzó después de cinco horas de tironeos en el recinto. Se acordó una asignación anual para la emergencia de 500 millones de pesos, la creación de una comisión mixta que evaluará su uso. Apoyo de los 219 legisladores presentes.

Por Sebastián Premici
http://www.pagina12.com.ar/fotos/20090807/notas/na09fo00.jpg
El recinto de la Cámara baja fue escenario de negociaciones hasta bien entrada la madrugada.

La Cámara de Diputados dio media sanción ayer en la madrugada al proyecto que crea un nuevo Sistema Nacional de Emergencia y Prevención Agropecuaria. Los 219 legisladores presentes de los diferentes bloques parlamentarios votaron a favor de la medida. Sin embargo, el radicalismo amagó con sufragar en contra –por presión de Ulises Forte, diputado electo por la UCR y director de la FAA– aunque terminó acompañando pero con una disidencia en el monto. El proyecto estipula una asignación presupuestaria de 500 millones de pesos al año y la creación de una Comisión que evaluará cómo utilizar el dinero. En caso de que no se utilicen todas las partidas, el excedente se destinará a un fondo de prevención. Las negociaciones para sacar el proyecto por unanimidad llevaron más de cinco horas y fue la primera vez que el oficialismo y la oposición se pusieron de acuerdo en un tema relacionado con el conflicto agropecuario.

“Estamos planteando una ley que implique un proceso participativo. Por eso se creará la estructura de un consejo consultivo donde intervengan los productores, las instituciones técnicas y también las instituciones científicas, como el Conicet y el INTA. Además, esta norma contiene una decisión presupuestaria importantísima”, aseveró Alberto Cantero (FpV) en su defensa del proyecto.

El primer tema que debían abordar los diputados en la sesión del miércoles era la Emergencia Agropecuaria. Sin embargo, todo se dilató porque el oficialismo no había consensuado con la oposición el monto destinado al presupuesto de la Emergencia. Luego de cinco horas de negociaciones –realizadas entre el oficialismo, algunos diputados de la llamada bancada rural, el SI y Proyecto Sur–, el FpV logró reescribir un nuevo proyecto.

Allí se estipuló el fondo anual de 500 millones de pesos –a pesar de que la oposición pedía 1000 millones– y la creación de la Comisión Nacional de Emergencia Agropecuaria, que dentro de sus funciones podrá solicitar más fondos al Ejecutivo, en caso de ser necesario. El dinero que sobre en el año será destinado a un fondo de prevención. En el proyecto original, estipulaba que el 30 por ciento de los fondos debían destinarse a la prevención. La oposición cuestionó esta dirección del dinero y el oficialismo aceptó reformularlo.

“También se acordó dejar bien establecido que la autoridad de aplicación será el Ministerio de Producción. La idea era despejar cualquier duda sobre la discrecionalidad en el manejo de los fondos por parte de Guillermo Moreno”, señaló a Página/12 Claudio Lozano. La nueva normativa reemplazará a la ley 22.913, que data de hace 25 años.

Cuando llegó el turno para tratar la Emergencia Agropecuaria, el titular de la Cámara, Eduardo Fellner, pidió un cuarto intermedio de cinco minutos, con presencia en las bancas. Las conversaciones entre el oficialismo y la oposición sobre la letra chica del proyecto habían comenzado otra vez. En uno de los palcos bajos del recinto estaba Ulises Forte, radical electo, vicepresidente de la FAA e integrante de la Mesa de Enlace.

“Tenemos que pedir 1000 millones de pesos”, enfatizó Forte a este diario.

–¿Pero no se había acordado con toda la oposición el proyecto en 500 millones?

–Sí, pero ahora los técnicos dicen que si la Comisión Nacional de Emergencia no tiene presupuestado más allá de 500 millones de pesos, cualquier otro pedido de fondos tendría que ser asignado a través de los superpoderes. Y no queremos apoyar eso –respondió el ruralista.

“Si a nosotros nos dicen la escribanía del Gobierno, bueno, el radicalismo es la escribanía de la Mesa de Enlace”, les gritó Edgardo Depetri a los legisladores de la UCR.

Tras una reunión de jefes de bloque, tanto Jorge Sarghini, como Eduardo Macaluse, Luis Lusquiños y Federico Pinedo presionaron a los radicales para seguir con la sesión y aprobar el proyecto acordado. Ante la disyuntiva de ser el único bloque en bajarse, la UCR terminó votando a favor.

La oposición en su conjunto –y con especial énfasis el puntano Lusquiños– destacó la voluntad negociadora del oficialismo. Pero también reclamó que esa misma apertura dialoguista se traslade a la discusión de las facultades delegadas.

© 2000-2009 www.pagina12.com.ar|República Argentina|Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.